El previo del Ultra-Trail du Mont Blanc 2016

lunes, 22 de agosto de 2016

Ya han acabado los Juegos Olímpicos, vamos con lo importante: el Ultra-Trail du Mont Blanc.

Un año más se presenta como el auténtico campeonato del mundo de ultra-trail, no tiene visos de que esto vaya a cambiar. Sólo el Campeonato del Mundo de Trail IAU/ITRA creo que le puede plantar sombra pero, digamos, es otra categoría.

Las cifras, a modo de resumen:

· 5 carreras (4+1): UTMB, CCC, TDS, OCC, PTL. Más carreras júnior y niños.
· 378 kilómetros marcados.
· 7500 corredores.
· 43 años edad media UTMB.
· 87 países representados.
· Francia 40 %, España 10 %, Italia 9 %, Reino Unido 6 %, Japón y China 3 %.
· Media de dos acompañantes por corredor.
· 150 autobuses para transportar acompañantes.
· 4500 m2 de avituallamientos (10 campos de fútbol, según el SMP, Sistema de Medición Periodístico).
· 53 avituallamientos y puntos de paso.
· 15000 marcas.
· 4000 bolsas de basura.
· 500 kg de polvitos para elaborar 5550 litros de bebida.
· 35000 barritas energéticas.
· 1500 kg de queso.
· 15000 litros de refresco de cola (meteorito, estamos aquí).
· 13000 litros de sopa.
· 11000 bolsas de corredores.
· 6 personas empleadas a tiempo completo.
· 2000 voluntarios.
· 300 encargados de salud y emergencias.
· 60000 pernoctaciones, unos 6 millones de euros de gasto directo (y poco me parece para lo caro que es el puto Chamonix).
· 35 personas para el streaming.
· 7 community managers.
· 20 personas para imágenes oficiales.
· 6,5 millones de páginas vistas en la web en la semana de la carrera.
· 2 millones de vídeos vistos en la semana de la carrera.
· 108 horas de emisión en directo en tres idiomas.

Y el mayor prestigio del mundo.

¿Cómo se te queda el cuerpo?



UTMB, hombres

No estará el ganador 2013 y 2015, Xavier Thevenard, lo que no desmerece la prueba, sigue habiendo muy serios contendientes y, hasta cierto punto, vista la solvencia con la que ha ganado Xavier en ediciones anteriores, abre un poco la carrera. Vamos a ver quién va.

Posiblemente el gran favorito sea Luis Alberto Hernando, por calidad, por la temporada tan centrada que lleva y, hay que reconocerlo, porque se le quita Xavier, pero él se lo pierde. El segundo del año pasado y su sólido rendimiento en carrera son sus credenciales. Este año sólo ha hecho dos grandes carreras, Transvulcania y Campeonato del Mundo ISF, ganador en ambas. Y desde entonces, sólo entrenar (y limpiar culos). Su único pero en mi opinión es su relativa poca experiencia en la distancia, que si bien eso y, parece ser, los nervios le aguaron 2014, en 2015 se sacó el máster. Lo tiene todo para ganar... pero tiene rivales de peso.

Creo que todos nos sorprendimos hasta cierto punto con el rendimiento de David Laney en 2015, tercero, y acabando fortísimo. Este año ha hecho una media maratón en exactamente mi mejor marca (1h14'56", pero él en trail, entiendo que muy rápida) y 33º en Western. Y ya, no ha competido más. Desde luego que por temporada no pinta bien, pero me da que quiere ser el primer norteamericano que gane el UTMB y con una marca tan yanqui como Nike. Yo guardaría parte de mi dinero para David.

Tófol Castanyer con su edad, me perdone, está agotando sus cartuchos, pero es un tipo con muchas patas y experiencia; también es otro que ya se está planteando las temporadas de otra manera, atrás quedaron aquellos locos años en los que la gente competía como si no hubiera mañana y, en buena lógica, las temporadas son mucho más racionales y se seleccionan mejor los eventos. Sus galones 2016 son la victoria en el Campeonato de España de Trail en El Reventón -con lo que se clasifica para el mundial de Portugal- y el segundo puesto en la Madeira Ultra Trail. No veo ninguna razón para que no pueda vencer en Chamonix, tiene experiencia, velocidad y resistencia.

Precisamente, el ganador en Madeira fue Zach Miller, que según Tófol corrió "como pollo sin cabeza" (bueno, no lo dijo así, pero casi). Salió a fuego, en una carrera dura, técnica, larga y con desnivel, lo que tradicionalmente era la kriptonita de los americanos: pues no, ganó, pero bien -20' al mallorquín- y nos dejó a todos un poco con la boca abierta. El año pasado ganó la San Francisco 50M, lo ha hecho bien en Transvulcania o Templiers, pero no tiene experiencia en 100 millas. Por esto y porque es el típico corredor que "no sabe" guardar, su principal rival es él mismo. Es de 1998, tiene todas las UTMB del mundo por delante, pero entiendo que querrá ser también el primero del otro lado del Atlántico en ganar UTMB, creo que el que lo haga lo petará bastante.

Jason Schlarb, a falta de un resultado mejor, será recordado como el que llegó de la mano de Kilian en Hardrock: muy pocos seres humanos pueden decir lo mismo. Siendo tan peculiar la carrera, no lo tendría tan en cuenta, pero sabiendo que hizo cuarto en 2014, ya es otro cantar. Sus mejores resultados son en la distancia larga, conoce el UTMB y tiene calidad de sobra. ¿Qué puede ir mal? En mi opinión una carrera tan dura y lenta como Hardrock le puede pasar factura, mientras él estaba fajándose y luego recuperando, otros estaban entrenando específicamente, y estás en la ventana de recuperación justa o de falta de frescura. Además este año ha hecho Tarawera (6º) y Marathon des Sables (11º). Otros puestos destacados son Eiger '15 (2º) y Réunion '14 (10º). Veremos.

Una de las sorpresas de la temporada ha sido, sin duda, el noruego Didrik Hermansen que, como hizo el lituano Gediminas el año pasado, casi de la nada (victoria en Lavaredo, segundo en Gran Canaria) se sacó de la manga una victoria en la Trans y un sorprendente segundo en Western States. Tiene velocidad (Western), es solvente en terrenos medio técnicos como UTMB (Lavaredo, Transgrancanaria)... ¿alguien me da alguna razón para que no pueda ganar en el UTMB?

Gediminas Grinius es, casi siempre, un valor seguro. El año pasado recuerdo que ganó Transgrancanaria y Fuji, fue cuarto en Western, y sin embargo murió en la isla francesa de Réunion para no llevarse el UTWT por poco ante Antoine Guillon. En 2016 ha sido segundo en Gran Canaria y Lavaredo, tercero en Hong Kong, cuarto en Sierra Nevada. En forma es un tipo capaz de ganar, pero creo que con él ya entramos en el segundo escalón, en el que hay un salto de probabilidades.

Andy Symonds es un bravo atleta inglés, curtido en las resbaladizas colinas  de su país, corredor tipo skyrunning de toda la vida, emigrado a Francia y reciclado a ultra runner anteayer. Se estrenó en las distancias "de hombres" en Transgrancanaria y se sacó un quinto puesto de la manga. Volvió a dar muestras de calidad en la Buff Epic Trail (segundo) y le mete en las quinielas con la victoria en Lavaredo. Aunque tiene experiencia en carreras de +100 (Toubkal, Lozère más las mencionadas), es su primera prueba de 160, y con el percal que hay en Chamonix quizá no es el mejor lugar para aprender. Rápido sabemos que es, lo que le viene bien para no estar a diez minutos de cabeza en el kilómetro 30, si lo gestiona bien, quizá no para ganar, pero sí podio o Top 5 puede estar a su alcance perfectamente.

Ryan Sandes lleva como un mes ya por el área del Mont Blanc, y es que tiene una deuda pendiente con la prueba. 2015 fue su peor año, por este abandono y por no poder salir en Western, sus objetivos; este parece que se centraba en el UTWT corriendo Tarawera y Australia Ultra-Trail pero tampoco ha rendido tan tan bien (tercero y cuarto), pero es un tipo duro, aunque cada vez le veo más de la vieja guardia, me explico: los ritmos que pueden imponer un Laney, un Miller, que pueden sostenerles un Castanyer o un Symonds, tengo mis dudas de que los soporte Ryan sin quemarse hasta prender a lo bonzo. Y eso, en el UTMB es un hándicap. Porque que pete un tarado entra dentro de lo posible, pero siete no lo van a hacer. Y en el 80 vas a media hora, y eso no lo recuperas ni en avioneta.

A partir de aquí, ya los veo luchando de quinto en adelante, con todo el respecto; destaco sin orden: Sébastien Camus, muy buen corredor, tercero en Madeira este año, que tuvo mucho nivel; Javi Domínguez, el bravo corredor vasco, otro valor seguro, duro y correoso, de los recogecadáveres; Fabien Antolinos, quinto en el UTMB 2015, los franceses no se venden muy bien pero corren un huevo; Diego Pazos, el excelente corredor hispanosuizo que se coronó en el Eiger pero que ya dio muestras de su calidad en el CCC 2015 (4º), Réunion (4º), Transgrancanaria (3º) o Marathon de Mont-Blanc (1º), ojito con Diego; Stephan Hugenschmidt, si no te suena, es normal, suele hacer carreras no de las más mediáticas, pero algún resultados para hacerte a la idea: primero en Zugspitz 2014, sexto en Transvulcania, primero en la reciente Swiss Irontrail; Tim Tollefson, especialista en 50K y 50M, babooom en Transgrancanaria 2016 (92º); Pau Bartoló, el inteligente corredor catalán que tiene victorias en la CCC y TDS y que no irá de paseo pero no tiene experiencia en las 100 miles, que parece su hándicap; Timothy Olson, el buen corredor americano estuvo en Hardrock sacándose la espina (esas imágenes de de 2014 tumbado en un colchón que ni un indigente usaría...), tiene velocidad y se desenvuelve bien con desnivel; Julien Chorier, que no parece luchar por los puestos de honor, pero al que no se le ha olvidado correr, a buen seguro; una de franceses: Lejeune, Pommeret, Mayer, Lorblanchet; americanos: Ryan Smith (inglés, viviendo en EE.UU.), Ryan Kaiser, Michael Wardian o Brian Rusiecki; españoles: Miguel Heras (aparece como inscrito, pero entiendo que es poco probable que participe), Toti Bes, Gerard Morales, Manuel Anguita, Fransesc Solé, John TiddJuan María Jiménez (14º 2015) o Dani Amat; y una miscelánea: Sangé Sherpa (Nepal), Yan Longfei (China, cada vez mejor corredor), Giulio Ornati (Italia, ¿por qué da tan pocos corredores de ultras Italia?), Andrew Tuckey (Australia), Jez Bragg (!), etc.

Es decir, la bomba. Otro año más.

UTMB, mujeres

Tras la increíble demostración de Rory Bosio en 2013 (¡¡¡7ª absoluta!!!, que en otro deporte diría que va con súper) y su también victoria en 2014, se tomó año sabático el pasado y cuando ha vuelto a hacer una carrera de prestigio por el viejo continente, ha pegado un petardazo de campeonato (Lavaredo, 14ª fémina): no, aquello que te pareció un portazo de la corriente en realidad era Rory en los Dolomitas. Pero es una de las mujeres con más calidad que he visto nunca en el deporte, comparado a hombres. Suyo es el actual récord.

Para mí sus grande rivales deberían ser Caroline Chaverot (por sus dos bestiales resultados 2016, Transgrancanaria y Madeira, ganando no, arrasando; además de ganar en Ventoux, Marathon du Mont-Blanc y Buff Epic Trail alucinante 2016 lleva) y, Núria Picas, temporada rara la suya este año, dos veces tras Rory en el UTMB, y que no supo/pudo aprovechar su ausencia en 2015. La una que podría pecar de saturación de temporada y la otra que ha competido poquísimo y en más de una (TransG, Epic Trail), abandonando, lo que no es lo mejor para tu confianza. Pero todos sabemos lo fuerte que es, así que, con las dudas de Rory, lo pasada que puede llegar Caroline y con este extraño 2016 de Nuria, la carrera en categoría féminas se muestra más abierta que nunca.

Aunque creo que la victoria está entre estas tres, alguna es fácil que no esté en el podio. Por ese posible puesto y hasta el Top 10 destaco: Uxue Fraile, regular, fuerte, sufridora, es Uxue, siempre ahí; Fernanda Maciel, que parece que está viviendo una segunda juventud, con muy buenos resultados en carreras bien seleccionadas; Magdalena Boulet, que yo sepa no ha hecho 100 millas nunca, pero sí bastantes de 100 en su país (con numerosas victorias y hasta podios absolutos) e incluso un segundo en la CCC, así que, seria candidata a estar muy delante; Andrea Huser, la suiza que ha doblado victorias en Lavaredo y Eiger planea estar también en el UTMB, ¿no nos estamos atizando mucho, Andrea?, ella sabrá, pero buena desde luego que es; Gemma Arenas, una de las revelaciones en España, corriendo más carreras de las que la lógica entiende y con unos resultados excepcionales, se enfrenta por vez primera a las ultras XL, ¿qué podrá hacer?, ni idea, pero será interesante verlo; Emilie Lecomte,m que parece que se la ha pasado el arroz, pero puede hacer buenos puestos; Juliette Blanchet, otra buena corredora francesa, haciendo puesto en fechas recientes, es decir, que llega en forma; Manuela Vilaseca, la brasileña afincada en España creo que está para Top 10; Ester Alves, sólida corredora portuguesa; un nutrido grupo de americanas haciendo las europas, como Amy Rusiecki, Amy Sproston, Aliza Lapierre o Joelle Vaught; Federica Boifava, Italie deux points; la inglesa Jasmin Paris; o la suiza Denise Zimmerman: mucha y buena calidad.

Si Rory no tiene el día espídico, creo que en cabeza puede ser muy interesante, pero el Top 10 creo que también va a estar muy competido y seguro que muy luchado.

CCC

La carrera pequeña, que en otros años ha tenido un nivel excepcional -sobre todo para ser una "segundona"- este año me da la sensación de estar algo más coja. Michel Lanne es de lo mejor, y se enfrentará a su compatriota Cyril Cointre, los españoles David Coma y Dani Aguirre, el islandés Thorbergur Jonsson o el italiano Giuliano Cavallo.

En mujeres la inglesa Jo Meek, la española Teresa Nimes y la italiana Cristiana Follador (en realidad la italiana no creo que esté tan delante, pero tenía que ponerla) lucharán por la victoria previsiblemente.

TDS

Creo que este año la TDS ha atraído más nivel que la CCC. Por ahí estará Franco Colle, muy buen corredor italiano, que lo mismo gana la Run The Rut (50 km) que el Tor des Géants (330); Jessed Hernández, en una prueba que le puede ir bien; Pau Capell, bastante centrado en el UTWT que tiene cerca de alcanzar; Sondre Amdahl; Jordi Gamito (4º ahora en el UTWT); Yeray Durán; o el portugués Nuno Mendes: es decir, un nivel UTWT perfectamente, no la segunda/tercera carrera de un evento, tremendo.

Menos nivel -o densidad, más bien- en mujeres, pero no por ello desmerece: Lisa Borzani, Beth Pascall, Christine Denis o las españolas Laia Díez, Nerea Martínez (!) o Sonia Escurriola.

OCC

¿A qué no sabéis quién está inscrito en la OCC? ¡Xavier Thevenard! Qué cabrón, claramente para tener la victoria en todas. En 2017 correrá la de júniors, con esa carita imberbe que tiene el chaval. Pues buen rival para el ganador en 2015, Marc Pinsach. Otra gente de nivel -pero que personalmente no me suenan- son el irlandés Paddy O'leary o el francés Thibaut Baronian. Pero que hay otra sorpresa: Rachid El Morabity. El vencedor de las tres últimas ediciones de la Marathon des Sables, y vencedor de la distancia maratón en Toubkal (42 km, +2600 m) veremos cómo rinde en la pequeña del Mont-Blanc, puede estar curioso, un tipo a seguir.

En mujeres, Marta Molist, Elisa Bollonjeon y Sonia Locatelli.

Una vez más, el mundo trail girará en torno a Chamonix. Disfrutémoslo.

(Se acepta información adicional para completar la entrada)

+: Ultra-Trail du Mont Blanc

'Soft flasks' EazyFlask Raidlight

viernes, 19 de agosto de 2016

Hace poco más de un año por este blog hice la prueba de la primera experiencia de Raidlight en bidones blandos. Por problemas de calidad, cesó la tarea de producción que realizaba Hydrapak y se buscó un nuevo suministrador, manteniendo características, tratando de mejorar si se podía, e incorporando al benjamín de la familia, un nuevo soft de 150 ml.

En un año varias marcas se han subido al carro de los soft con pipeta, como Scott; otros que vendrán, como Osprey; gente incluso patrocinada por otras marcas usan los soft Raidlight. Creo que el sistema está más que legitimado y como ya he comentado en otras ocasiones, para mí, es el sistema de referencia y el que se debe batir, pero en esto hay muchos gustos y sigue habiendo reparto aunque decantado al soft normal -lo que no significa que sea lo mejor, sino que puede ser lo más económico, lo que está más al alcance, etc., una cosa son los resultados de venta o de visibilidad y otra es interpretarlo, son dos cosas muy distintas- a mi modo de ver: otra cosa que molaría ver en estadísticas de esas tipo Ironman que ojalá florezcan para poder opinar con más base.

Los soft de pipeta no son una invención original Raidlight, pero sí la popularizó y desarrolló un poco más, por ejemplo incorporando el aislante térmico del tubo. De paso le incorporó una boca de gran diámetro (¿la más grande?), algo que increíblemente algunos no habían contemplado. Y para 2016, los nuevo soft de Raidlight -rebautizados EazyFlask- podían mejorar otro poco:

· plástico algo más grueso: hay que reconocer que los soft -todos- son algo delicados, también se usan sin muchos miramientos, se meten en ocasiones a hostias, con lo que un pelín más de grosor creo que ayudará a su durabilidad; hay que tener cuidado con cuánto espesor le das porque el tipo de plástico que lleva es pesado -lo puedes comprobar si tienes una bolsa de hidratación, son bastante pesadas- para que no se dispare el peso; también es un plástico más suave, entrar algo mejor al deslizar algo más, pero esto es afinar bastante; ayuda también que la forma es ligeramente más estrecha, también colabora a que entre algo mejor (como es lógico, si es más estrecho y quieres mantener el volumen, de algún sitio lo tienes que sacar: algo más largo, ver foto);

· se cambia el color, el antiguo, traslúcido-casi-transparente y sin color permitía ver muy bien lo que quedaba, pero es fácil que amarilleen, y aunque no afecte en nada, estéticamente no queda bien; y si le echas isotónicos o guarrerías por el estilo, coge color, como todo, pero en uno transparente se ve más, es una mera cuestión estética, sin más; ahora son de un azulón bastante típico en bolsas de hidratación desde hace más de 20 años;


· la boquilla aparte de salir agua/cerrada apretando, también gira sobre sí misma para bloquearla, por ejemplo para transportar; porque sí, hay algo peor que encontrarte con un charco en el maletero del coche antes de empezar a entrenar y es que encima se te haya mojado la ropa o la mochila;

· la pipeta tiene una parte dentro del soft un poco, lo cual permite a los más altos, sacarla más y que le quede más cómoda; si no lo vas a hacer, puedes cortar, o dejarlo, que es cuarto y mitad de gramo;

· y la más importante, si tu mochila no va bien con pipeta, no te gusta -arderás en el infierno por contradecir mis gustos- o lo que sea, le puedes poner una boquilla estándar, pues la incluye; es decir, sí, tienes los dos sistemas, con y sin pipeta; no es para andar poniendo y quitando a diario, pero sí permite el intercambio.

Resultado: pues muy bien, hace su trabajo perfectamente; es difícil juzgar si el plástico es más resistente -también sería algo más aislante, ¿no?- pero me lo creo; las "costuras" soldadas tienen buena pinta; me sobra el tramo de tubo interior pero no lo he cortado; he probado a quitar y poner la boquilla, correcto, poner la pipeta otra vez requiere habilidad y no es rápido; cuidado con apretar mucho que luego hay que soltar, un poco más de rugosidad no estaría mal; seca muy rápido por ser muy suave por dentro y por fuera; quizá entre un poco mejor por esta suavidad externa. En definitiva, hace su trabajo muy bien y le sigo confiando mi hidratación a los EazyFlask. 54 gramos. 39 mm de diámetro de boca.


El benjamín de la familia

Para esta temporada también se ha añadido un nuevo tamaño, el de 150 ml. Honestamente, no le veía mucho sentido a priori, más que nada por la mentalidad trailer cerrada. Pero hay más mundo. Este verano, de barbecho, lo he usado a diario en entrenamientos cortos, evitándome usar riñoneras y yendo un poco menos seco. Batallita: hace más de quince años en un entrenamiento con mucho calor, de hora y poco sin agua, al poco de llegar a casa me noté que la garganta no estaba bien, me quedó una molestia, como una pequeña herida. Aunque sólo me molestaba en verano, tardó unos cinco años en curarse. Así que hasta yo he aprendido y debo hidratar un poco, no por beber en sí y que el cuerpo lo necesite, sino por tener un tejido, una piel, hidratada. Para una hora a 40 ºC, me perdonen los médicos, pero yo no necesito agua, claro que te deshidratas un poco, pero vamos, que muy levemente, no pasa nada, y me da pereza salir con riñonera. Precisamente para esto es donde le he visto el sentido a esta minibotella blanda, para rodajes cortos en verano en los que con el pequeñín puedo evitar llevar riñonera.

Otros usos podrían ser: llevar una reserva de agua en caso de emergencia en el fondo de la mochila; para completar la hidratación, pues entra en cualquier bolsillo; para salidas en las que haya que esperar un buen rato y no puedas/debas tirar nada, vacío no ocupa ni pesa nada; quizá para completar un volumen mínimo en alguna carrera; o como emergencia, por si se te rompe o pierdes un soft; para que se entretenga un poco la chiquillería, les mola, es de su tamaño.

Es muy ligero, ocupa muy poco vacío... pero siguen siendo 150 gramos, lo que, aproximadamente, un móvil-patata actual, no es poco. Según mis pruebas: en camisetas no voy bien, no he probado en una realmente ajustada, posiblemente ahí sí se puedan llevar; en pantalones normales cuando va lleno y el bolsillo es amplio se nota y es algo molesto, aunque no te los llega a bajar, en cuanto va a la mitad (dos traguitos, y pequeños), ni te acuerdas; perfecto en mallas; perfecto en pantalones con bolsillo trasero, aunque personalmente no me gustan y tiene el problema de que si lo metes con las llaves, tienes que tener mucho cuidado de que no se te caigan al sacar el soft; más que perfecto en pantalones con malla pero sólo en los que ambas piezas van unidas, en alguna marca son dos piezas completamente separadas o no está unido el pantalón y la malla en el exterior -donde van los bolsillos-, entonces estás en el mismo caso que un pantalón normal, no pantalón-malla. 22,6 gramos. 21 mm de diámetro de boca.

En fin, que pensé que no iba a usar algo así en la vida y al final lo he utilizado muchísimo, producto no para uso hard core, pero no todo es para la vida dura y esforzada, hay vida más allá de eso.


+: Raidlight EazyFlask 600 ml, 350 ml, 150 ml

Vídeo: Eiger Ultra Trail 2016

miércoles, 17 de agosto de 2016

Eiger Ultra Trail es de las de reciente incorporación a la UTWT, europea, cercana... así que buen sitio para pillar puntos con bajo coste. No es una crítica, hay que saber ponderar el nivel propio, el de la carrera, lo que va a puntuar y el presupuesto.

La carrera se la llevó el bueno de Diego Pazos, ese hispanosuizo que se dio a conocer en España en la Transgrancanaria... pero que la Diagonal de los Locos ya había tenido un grandísimo rendimiento. Le confirma como un serio candidato al podio en toda carrera que salga, porque de dos UTWT, dos excelentes resultados.

Mathias Dippacher fue segundo, de esta gente de muy buen nivel pero que no hace demasiado ruido, ya tú sabes, sin una agencia de márketing detrás. Y tercero, un tipo regular y de muy buen nivel, Jordi Gamito. Arnaud Lejeune fue cuarto, Javier Bodas -me perdone, pero no le tenía controlado- quinto. Un Nemeth Csaba o un Cyril Cointre o un Sangé Sherpa, de los conocidos, séptimo, undécimo, decimoquinto. Lo dicho, no una carrera supertop, como no lo pueden ser todas, pero con un muy buen nivel medio-alto.

En féminas, Andrea Huser -haciendo doblete con Lavaredo- venció, lo que la pone líder de la UTWT; segunda, una desconocida para mí, Kathrin Götz; tercera, Juliette Blanchet. Francesca Canepa fue sexta, y Fiona Hayvice, no tuvo el día, sólo pudo ser octava, pobre resultado para ella que no le vale para acercarse a Andrea en la general.



En el apartado de hoy de cuando-en-el-marketing-se-les-va-la-mano-dan-ganas-de-arrancar-cabezas, el carismático alpinista de velocidad Ueli Steck afirma sin reírse que "la Eiger Ultra Trail puede ser más dura que la norte en solitario". Por dios, Ueli, modérate con los licores. Por cierto, corrió, 26º, nada mal.

A unos días del UTMB, la prueba reina del año, la clasificación provisional del UTWT va como sigue:



+: Eiger Ultra Trail, YouTube - 'Ultra-Trail World Tour'

Vídeo: Lavaredo Ultra Trail 2016

martes, 16 de agosto de 2016

Creo que una de las cosas a resolver por el UTWT es el tema de la coincidencia de Western y Lavaredo. Vale que no es un campeonato a correr todas las pruebas, pero es quitarse protagonismo la una a la otra sin mucho sentido. Seguro que ambas tendrán razones para que la otra sea la que cambie de fecha, y a falta de acuerdo propongo la solución más razonable: darse de hostias entre los directores de carrera con streaming en directo, la violencia siempre ha sido un buen solucionador de problemas. Una de las consecuencias es que UTWT tiene contratados los vídeos de las pruebas a una productora, y ello no nota en la calidad y homogeneidad de los mismos, pero no se pueden o quieren multiplicar, y Lavaredo ha sido la sacrificada.

La prueba larga, la única que interesa, fue vencida por Andy Symonds que sigue dando muestras de que lo ultra le va (tras Transgrancanaria). Serio contendiente para el futuro y carreras de 160 kilómetros. Pocas fechas antes de la prueba se supo que Vibram será el nuevo patrocinador de la prueba tras la salida de The North Face que continúa con su salida del mundo del trail, y supongo que en parte por ello -aunque ya habían estado en el pasado-, y dos de sus chicos -Gediminas y Javi Domínguez- completaron el podio. Hace poco, una entrevista al lituano descubrió una faceta que desconocía, su pasado militar y cómo empezó a correr, casi siendo campeón del UTWT y aún descubrimos cosas, pero del pasado de Timothy Olson lo sabemos todo: lo que tiene ser yanqui y que nos molen más culturalmente.

Otros puestos importantes fueron para Sylvain Court (4º), Scott Hawker (5º) y Pau Capell (6º), que sigue persiguiendo vencer el UTWT con ahínco.

Quizá como despedida, estuvieron algunos de los mejores corredores de The North Face... y petaron como campeones casi todos. Jez Bragg, que desde su victoria en el UTMB y reto neozelandés no ha vuelto a ser el que era, en un correcto 23º. Rory Bosio, 117ª general, 14ª mujer. Que llegó como Mike Foote: quién os ha visto y quién os ve, chatos. De las conocidas -había representantes de la marca de Hong Kong y Japón- la única que se salvó fue Fernanda Maciel que cerró el podio femenino, por detrás de Andrea Husser y Uxue Fraile, que le tiene bastante bien cogida la medida a la prueba.



Honestamente, el vídeo oficial casi parece un 'teaser', muy en plan nueva peli de Star Wars pero ya; tres que cuentan un poco más de la prueba, desde el punto de vista aficionado, con sus movimientos pendulares propios de la cámara, su edición de planos largos, sus selfies, pero que valen para hacerte una idea mucho mejor de lo que es la Lavaredo: uno, dos, tres.

+: Lavaredo Ultra Trail, YouTube - 'Lavaredo Ultra Trail'

Gonzalo Calisto, el primer positivo de la era moderna del trail running

martes, 2 de agosto de 2016

Ha habido positivos previos, en Europa y en España, en campeonatos, de gente de delante, sancionados y cumplidos, y sin embargo el título creo que se corresponde con la realidad de que el deporte ya está maduro, es en la carrera más importante del mundo, por uno de los puestos de honor y no un positivo de los de "fallos".

Aunque puede que queda algo por decir, tiene toda la pinta de que no, que ya está todo el pescado vendido, por eso he esperado a escribir esta entrada estos días. Vamos con la crónica.

24/06/2016: la IAAF publica el listado de positivos, el BOE del atletismo tiene un caso de trail running y del UTMB, nadie se entera (no puedo confirmar que esa sea realmente la fecha de publicación, aunque es la que aparece).

18/07/2016: alguien se da cuenta y empieza a menearse en las redes. Ante la incredulidad del personal. A mí también me cuesta creer en un primer momento el caso, por el tiempo pasado y porque nadie gordo de medios, de la federación o del UTMB lo haya dicho públicamente. Publico una entrada, creo que la primera de ningún medio o blog (eran altas horas de la noche, ¡pero las noticias no duermen, so zánganos!


19/07/2016: sólo dos medios escrito-web españoles (Desnivel, TrailRun), creo, se hacen eco del caso, otros se quedan en tweets, nacionales e internacionales (una auténtica vergüenza, en mi opinión), en una actitud que me gustaría conocer, porque, primero, fue noticia, y segundo, más os vale que cuidéis del deporte. Sólo Ian Corless es más incisivo y quiere/pide más respuestas (hace un par de días iRunFar publica, sucesión de hechos, nada más). Desde el principio Ian va de una forma muy dura contra el UTMB y el UTWT cuando, a poco que sepas de dopaje, sabes que las organizaciones de carreras no son quiénes para sancionar -aunque podrían, dentro de sus competencias- y sobre todo desde que el UTMB está dentro del ITRA y ésta dentro de la IAAF. Me cabrea lo condescendiente que fue en su día con Elisa Desco en su affaire americano, por relación personal con ella y porque Ian trabaja (o cobra) del circuito de carreras rival, Skyrunning UK. Espero que cuando salga un positivo en esa "marca" actúe igual, aunque no me lo creo ni yo, ni lo uno ni lo otro.

Desde este día se suceden mensajes de apoyo en la cuenta de Facebook de Gonzalo Calisto. He de reconocer que a veces me caliento, pero me parece tan increíble que acabo por no aguantarme, je je. Me produce vergüenza ajena, mucha, tanta ceguera. Está claro que no hay cultura de dopaje aún en Ecuador -o sí y son más ciegos de lo que me pueda imaginar-, aquí, en Italia o en Francia sabemos latín, en nuestro caso tenemos casos de dopaje, de burdas excusas, operaciones, sanciones y demás bazofia para llenar una biblioteca, con lo que estamos muy sensibilizados a no ser que queramos no verlo, pero todo deportista normal mínimamente metido sabe de qué va el tema.

19/07/2016: el mismo día, bastante rápidos y resueltos -a ver si aprende el Tour-, deciden excluirlo de su clasificación, del sexto hacia abajo avanzan una plaza y anuncian que Gonzalo deberá devolver el trofeo y el chaleco de 'finisher'.

25/07/2016: Gonzalo publica su versión. Es un texto lamentable de principio a fin, por no reconocerlo, por estar pobremente argumentado y por cómo intenta confundir. Es de un nivel argumental que en tema de dopaje es como si lo hubiese redactado un niño. Repito, no habrá cultura de dopaje para el "cliente" que lo va a leer, pero para quien ha leído a Manzano hace una década, ha saboreado algunos informes con detalladísimas argumentaciones en contra de flojas excusas (¡saludos al pistolero de Pinto y la senadora palentina!) y leemos -aunque cada vez con más desgana- al puto ciclismo2005 que nos ha ayudado a comprender cómo va esto (/nos ha envenenado), nos suena a chiste. Le rebato uno por uno todos los argumentos en su Facebook público. Días después lo borra y me bloquea. Lo hace con uno o dos más. Por mi parte, aunque pensaba publicar esto, me ha dado motivación extra, ni que decir tiene. Intentaré ser breve.


Fisiología: desde hace décadas se distingue la EPO natural (endógena) de la metida de fuera (exógena). El cuerpo genera la eritropoyetina de una forma natural como respuesta a una solicitud, como puede ser la altitud -entre otras-, antiguamente esta era la excusa de los dopados y los stages en altitud ayudaban a enmascarar la EPO mala. Desde que se consiguió diferenciar la EPO natural de la que proviene de pinchársela los hoteles, apartamentos y centros de alto rendimiento en altitud tuvieron que ponerse a hacer ofertas porque la clientela bajó drásticamente :) Actualmente se diferencia con un análisis basado en concentración isoeléctrica (ezto qué eh), se sabe esta diferencia con el intervalo de error admitido en cualquier prueba pericial: poco, suficiente para condenar a alguien. Por supuesto, quien sabe de esto no tiene dudas de que es EPO exógena, excepto problemas externos (rotura de la cadena de custodia, problemas de conservación, etc.) es un caso muy claro de positivizo por EPO, de los que había hace 30 años en el ciclismo, y diría que aún más estúpido porque la EPO se mete en periodo de entrenamiento, no en competición: esto ya no es tener menos cultura de dopaje, es no saber usar Google. Por esto, hasta que no se hagan controles fuera de competición algunos pueden estar tranquilos.

Gonzalo puede solicitar el contraanálisis, es decir, para asegurar que el positivo es justo siempre se toman dos muestras, se sellan, son "anonimizadas", se conservan en unas condiciones establecidas, se mandan a laboratorios homologados y se hace la prueba. Si sale positivo, hay una segunda muestra para confirmarlo, no vaya a ser que sea un error. Peeeeero, es el deportista quien lo debe solicitar. Y al igual que la primera muestra, no es algo que deba pagar el corredor, de hecho lo hace la organización de la carrera como dice el reglamento de la prueba (cosa que no debe saber Gonzalo). Pero, ¿qué pasaría si saliese de nuevo positivo en la segunda muestra? Que hay cero dudas. Y eso no conviene a quien se sostiene en la duda y trata de confundir.

 

Competencias: en el texto se hace la picha un lío (pensando bien) o intenta confundir (la pinta que tiene). El UTMB es una carrera dentro de la ITRA, la ITRA desde junio de 2015 dentro de la IAAF. Es decir, el paraguas grande es la IAAF, bajo la IAAF está todo lo que se considera atletismo, correr o como lo quieras llamar; desde 2015 el trail es considerado atletismo; y la ITRA es el órgano de "gestión" del trail, la gobernanza. Le puedes dar las vueltas que quieras, puedes no tenerlo claro, pero es así. Estoy de acuerdo en que podría ser un poco menos confuso, puedes correr sin estar federado en atletismo, puedes no saber quién te sanciona, quién es el ITRA o lo que es un TUE. Pero es tu deber cuando te inscribes en la carrera. Ya se sabe que la ignorancia de una norma no te faculta para saltarte una norma. Al inscribirte te estás asociando temporalmente en el ITRA y federando a la IAAF, aceptas el reglamento del UTMB, del ITRA y de la IAAF, en caso de duda, prevalece el paraguas más grande. Y la IAAF es quien comunica, y no tiene ni porqué hacerlo al UTMB, porque es competencia de aquella. Es algo a mejorar, sin duda alguna, un poco de mejor comunicación, dejar claras algunas cosas y explicarlas.

El UTMB no sanciona (aunque podría, siempre que no entre en competencia con ITRA e IAAF), es algo delegado en la IAAF (y ésta usa la federación de atletismo francesa como órgano técnico, digamos), por lo que todo el proceso cae sobre los hombros de la IAAF. Y esta gente tiene el culo pelado de listos, espabilados, abogados y excusas. También de gente que dice que "el resultado es adverso", ¿adverso para quién? ¿Para el que redacta el texto-excusa, para el que paga al que redacta el texto, para el deporte, para el camello que vende las sustancias dopantes, para el enfermero o celador que las roba del hospital? Por eso, la sanción es de la IAAF y para todo evento en el que la IAAF o una de sus "delegaciones" (federaciones nacionales). Y la Federación Ecuatoriana de Atletismo habrá sido informada por la IAAF y si no quizá se haya enterado por otros medios, no sé...


(prometo aplaudir hasta que se me queden las manos coloradas en la ceremonia de inauguración de los Juegos Olímpicos cuando aparezca el equipo ecuatoriano)



Amateur y profesional: esto no sé por dónde cogerlo sin faltar el respeto a la inteligencia. Bueno, intentaré pensar que lo que se ha querido es enmierdar y confundir. Vamos a ver. Cómo explicarlo. No me salen las palabras. Todos somos iguales en el UTMB, debemos cumplir las mismas normas, seguir el mismo recorrido, debemos portar el mismo material obligatorio y si somos requeridos, debemos cumplir el mismo reglamento en cuanto a dopaje. Es la obligación de cada uno saber las normas y cumplirlas. De cada uno, no de la federación, no por ser profesional que como tienen mucho tiempo libre se leen los reglamentos de principio a fin; y sea lo que sea, lee lo que firmas e infórmate antes de hacerlo. Que no se entere tu entidad bancaria y que te prepara una bien gorda; un consejo, teclea en Google: preferentes. Y lo de que se paga los gastos él... vamos a dejarlo.

25/07/2016: el mismo día del deleznable escrito de Gonzalo Calisto, la ITRA, a través de su responsable en salud (Patrick Basset) y del presidente de Athletes for Transparency (Pierre Sallet), un organismo que trata de velar por el deporte limpio, envían un comunicado aclarando el asunto y desmontando a Gonzalo. Se puede leer en la web de Ian Corless. Es interesante porque se desvela que desde el 28/05/2015 se le hizo control en los Campeonatos del Mundo de Trail IAU/ITRA de Annecy y ya presentaba valores anormales. Fue controlado de nuevo antes y después del UTMB, 27 y 29/08/2015. Me da que era un control dirigido -o casi- intuían que había tema. Y así fue.

Ahora contestemos a las preguntas que se plantean en el texto (corregidos todos los errores ortográficos, que no son dos ni cinco).

1. ¿Son los test antidopaje utilizados sensibles?: sí, llevan décadas de refinamiento, se han absuelto a tramposos, se ha sancionado a gente con mucho poder, se ha invertido mucho dinero, se ha investigado, gente muy muy competente lo ha estudiado. Se ha empleado uno de los recursos más fáciles de todo condenado: las pruebas tienen errores en su toma o interpretación. No es este el caso, la EPO exógena se diferencia con claridad de la endógena y son sustancias prohibidas, que no admiten a error ni accidente pues son medicamentos que requieren prescripción médica, son para enfermedades concretas, que se pinchan subcutáneamente, y que requieren un proceso que no da lugar a dudas: busca el suministrador, que te consiga la mercancía, le pagues, acudas a alguien que sepa inyectárselo y pinchártelo. No es un error por no leer un prospecto, ni nadie te lo ha dado mezclado en el agua del avituallamiento, ni te lo has cogido por ahí.

2. ¿Se toma en cuenta los rasgos genéticos de los atletas?: se toma por lo ya comentado de la diferencia EPO endógena/exógena y porque te lo han explicado después Patrick y Pierre, se tuvo en cuenta la particularidad de la altitud de Ecuador, sí, y quizá por eso todavía pudiste correr -en vano- el UTMB.

3. ¿De dónde provienen, cómo entrenan y se alimentan?: primero y segundo, entiendo que es por lo de la altitud, ya se te ha contestado; lo de alimentarse, excepto que nos estés tratando como a retrasados mentales, no creo que nos intentes hacer creer que el hematocrito sube (exógenamente) por comer esto o aquello.

4. ¿Es sensato juzgar a un deportista sin licencia, que no [se] lucra con el deporte élite mundial de igual manera que a un atleta profesional que vive y [se] lucra del deporte?: qué estoy haciendo con mi vida. Es sensato. Por supuesto. Si no el tema del dopaje sería aún peor en aficionados que en profesionales. Y los aficionados ya van bien servidos. Hay muchos casos de positivos, digamos, involuntarios, un prospecto que no lees, caer en una marmita de hormona de crecimiento, pasar por delante de un gimnasio donde estén preparándose opositores para bomberos y algo te salpique... estas cosas pasan. Pero pincharte EPO no es el caso. Hay que demostrar una voluntad, férrea, para meterte EPO.

5. ¿Es justo realizar pruebas antidopaje sin una plataforma legal que permita transparencia para juzgar a deportistas y eventos?: lo que hay es que leer más e informarse. Es cierto que casi ninguno tenemos idea de estos, y si por algún caso (aparentemente) involuntario de los comentados das positivo, te das cuenta de lo ignorante que eres del tema. Pero no te exime de saberlo, por supuesto, porque si no nadie sabría sumar dos más dos para hacer la declaración de Hacienda. Y no sé, si estás jugando con fuego, tómate tu tiempo en informarte, ¿no?

6. ¿Por qué mi caso fue reportado por la IAAF y la organización del UTMB no tenía ni idea de lo que estaba ocurriendo? (se abre la sección «Incógnitas», en serio, quién coño ha redactado esto): porque la IAAF gestiona todo lo relacionado al dopaje y no tiene porqué comunicárselo al UTMB. De hecho es mejor que no lo haga -si acaso unas horas antes para que se vaya preparando- para evitar presiones. Es como los casos del TAS (Tribunal de Arbitraje Deportivo), organismos que superan las federaciones nacionales e internacionales para evitar esas presiones que ocultan o reducen positivos y sus consiguientes sanciones.

7. ¿Por qué los reglamentos de la IAAF, la AFLD y UTMB no son compatibles en un proceso de test positivo en un atleta amateur?: y dale con el amateur, jodeeeeer. Es cierto que es un tema a mejorar y aclarar, pero ante la duda, como siempre, rige la norma superior, pero eso no implica que no haya compatibilidad, porque ya digo cuál prevalece, ponga lo que ponga en el reglamento del UTMB, la ITRA está por encima, y sobre ésta, la IAAF.

8. ¿Bajo qué autoridad o jurisdicción me sanciona la IAAF por 2 años, al no ser atleta federado?: bajo la misma que si lo estuvieses. Puedes competir en ciclismo, en escalada o en parapente, pero no en ninguna prueba sancionada por una federación regional, nacional o internacional de atletismo. Porque para participar en una de estas pruebas debes estar federado, anualmente -con tu ficha federativa, foto y demás- o con licencia de un día.

9. ¿Por qué el UTMB no posee un sistema de registro especial para atletas profesionales?: ahora la incógnita la tengo yo. Se ha hecho tanto la picha un lío que no sabe ya ni qué preguntar. Lo tiene, actualmente usa el ranking ITRA pero para facilitar inscripciones a elite, sean profesionales o no.

10. ¿Porque no es la el UTMB registrado con aval de la IAAF?: lo está, no explícitamente, si no por la cadena de UTMB > ITRA > IAAF ya explicada.

11. ¿Por qué me dejaron participar sin una licencia federativa en una categoría donde se realizan controles que exigen de esta?: y dale. La tenías, de tres días, viernes a domingo, 28, 29 y 30 de agosto de 2015.

Acaba su texto con una aspiración. Yo aspiro a que tengas los huevos de confesar tu dopaje, señalar a tu suministrador, explicar toda la verdad, contárselo a tus seguidores, patrocinadores y familia, y a pedir perdón. Personalmente me gustaría que nunca volvieses al trail de alta competición, ni buscases ni aceptases invitaciones a carreras, ni buscases ni aceptases ningún patrocinador. Has hecho daño a este deporte, a su credibilidad, nos has ayudado a todos a confiar un poco menos en quien está delante en las carreras; por esto y porque dudo que nunca te confieses o arrepientas: ojalá no vuelvas nunca al trail running.
s

Related Posts with Thumbnails